Ohio State asalta el Fifth Third Arena de Cincinnati

Ohio State asalta el Fifth Third Arena de Cincinnati

Se habla mucho de estados como California, Texas, Indiana o Florida como las grandes aglomeraciones del baloncesto colegial y de instituto, y no es para menos. Pero el estado de Ohio tiene mucho que aportar en cuanto a college basketball se refiere, donde tiene a tres programas de muy alto nivel (Ohio State, Xavier y Cincinnati) y algunos de un nivel inferior pero a los que hemos visto estos últimos años deambular por el NCAA Tournament (Dayton, Ohio o Akron) y dar más de una sorpresa a nivel nacional. El sabor a college se palpa en el ambiente, y en el estado llega a su culmen en el anual Crosstown Shootout que enfrenta desde hace más de cincuenta años a Musketeers y Bearcats.

Es por ello que un derby estatal en Ohio no se pasa de largo. Aunque este año ni Ohio State ni Cincinnati lleguen con sus mejores galas. Nombres como los de Keita Bates-Diop, Jacob Evans, Gary Clark o Jae’Sean Tate, tan importantes para ambas escuadras estos últimos años, dejan paso a la nueva generación, pero dejan un hueco inmenso al que les costará acostumbrarse. Pero lo realmente llamativo de este duelo es que ambos programas no se enfrentaban entre sí en temporada regular desde 1920, casi 100 años, dos conjuntos de élite del mismo estado. Algo histórico.

Ya volviendo al duelo de esta noche, los de Chris Holtmann tardaron en entrar al partido tras un tanteo inicial y mucho desacierto por parte de ambos bandos se llegó a un momento de equilibrio anotador, donde Kaleb Wesson (15 puntos, 7 rebotes) y Cane Broome (5 puntos) se destaparon como principales desatascadores ofensivos de la primera parte. Pero Cincinnati comenzó a cargarse pronto de faltas antes del descanso, y eso lo aprovechó Ohio State para establecer una diferencia en el marcador que llegó incluso a los diez puntos (27-17).

Los Bearcats no reaccionaron tampoco tras el descanso tras un reparto de golpes inicial, echando de menos a un Jarron Cumberland (22 puntos) al que prácticamente no se le vio en 15 minutos, pero cuando apareció Ohio State ya tenía la directa puesta de manos de Kaleb y Andre Wesson, C.J. Jackson y Kyle Young, que mantenían las distancias hasta una máxima de 16 puntos de ventaja (55-39).

De manos del propio Cumberland, Cincinnati apretó en los últimos instantes. Hasta el punto de llegar a reducir rápidamente las distancias hasta los cuatro puntos con un minuto por jugarse (60-56), pero una canasta vital de C.J. Jackson (13 puntos) a medio minuto para el final y la fiabilidad de éste en los tiros libres dieron el 64-56 final para los de Chris Holtmann.

Puedes descargar el partido y verlo en diferido desde el siguiente enlace.

 

 

 

Imagen de portada: USA TODAY Sports

Tags: ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *